¿Por qué comemos por ansiedad?

Harmonía / 2017-08-29

Cuando comemos por ansiedad solemos crear hábitos que no son tan saludables, como comer a deshoras, comer en cantidades superiores a lo que necesitamos y comer comida con exceso de grasa o azúcar, entre otros.

 

Además, cuando comemos por ansiedad no lo hacemos para satisfacer el hambre, sino para suplir otro tipo de carencia. ¿Te has preguntado por qué comemos por ansiedad? Aquí te contamos.

 

Comer por ansiedad ocurre cuando el cuerpo se encuentra desequilibrado en algún sentido, ya sea que faltan proteínas, aceites esenciales, carbohidratos, agua u otros nutrientes. El cuerpo solicita con urgencia que comas porque te faltan esos nutrientes, y no importa cuánto ingieras, si no lo haces de manera balanceada y variada, el cuerpo seguirá manifestando hambre.

 

También puede ser consecuencia de un consumo excesivo de comida procesada. Esto altera el balance del cuerpo y éste busca volver al equilibrio a través de otros alimentos. Por eso se recomienda comer en dosis moderadas azúcar, por ejemplo, pues cuando se brinda demasiada azúcar al cuerpo, se vuelve adictiva.

 

Sigue con: Esto pasa en tu cerebro cuando dejas el azúcar

 

Otro motivo por el que comemos por ansiedad es cuando ingerimos alimentos con demasiada prisa o poca conciencia, y no damos tiempo al cuerpo de comprender y procesar los alimentos. Para mejorar en este sentido, te recomendamos este texto: 10 formas de practicar el mindfulness mientras comes.

 

El estado de estrés constante también genera que comamos por ansiedad, pues las hormonas del apetito se aceleran y solicitan más alimento, además de que el cuerpo siente que necesita más comida para sobrevivir a ese estado de emergencia. Algo similar ocurre cuando comemos por ansiedad debido a una tristeza, ya que el cuerpo busca suplir un vacío mediante los alimentos.

 

La buena noticia es que una vez identificado cuando comemos por ansiedad, se puede trabajar en solucionar este hábito. Escucha las señales de tu cuerpo y toma en cuenta tus propias necesidades. Atender nuestros cambios y deseos nos ayuda a sentirnos con un mejor estado de ánimo y mayor energía.

 

Sigue con: 4 pasos para reducir la ansiedad por comer

Nuestras notas más leídas que te pueden interesar...

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD: