Principal

Conoce la dieta paleolítica y descubre si es para ti

Time

Menos de 5 minutos de lectura

¿Te imaginas cómo era la comida de la época prehistórica? La llamada dieta paleolítica es un plan de alimentación que se basa precisamente en los hábitos alimenticios que tenían los humanos durante el período Paleolítico, o Edad de Piedra Antigua.

 

En esa época, los grupos humanos estaban organizados en comunidades nómadas que cazaban y comían plantas, frutos y vegetales que encontraban en los lugares por los que pasaban o en los que se refugiaban temporalmente.

 

La principal característica de esta dieta es que prescinde de los alimentos procesados, pues en la época de las cavernas nada de eso existía. Así, su base son los alimentos en su estado natural, como: carne magra, pescado fresco, frutas, vegetales, frutos secos y semillas, es decir, los productos que se podían obtener a partir de la caza y la recolección. 

 

Por otro lado, esta dieta también evita los alimentos que se empezaron a popularizar tras el surgimiento de la agricultura, hace casi 10 mil años, cuando ocurrió el final de la era paleolítica. Algunos de estos alimentos son los productos lácteos, las legumbres y los cereales.

 

Esta dieta parte de la idea de que el organismo humano no es compatible con la alimentación moderna, que se basa en gran medida en productos procesados e industrializados, cada vez más alejados de su origen natural. 

 

Así, tiene el objetivo de regresar al estilo de alimentación de los primeros humanos, para prevenir padecimientos como la obesidad, la diabetes y las enfermedades cardiacas, que surgieron y se agravaron debido al cambio en los hábitos alimenticios, al incorporar una gran cantidad de carbohidratos y azúcares.

 

La base de la dieta paleolítica deben ser los vegetales; después la carne, pescado y huevos, y por último las frutas, semillas, especias, hierbas y aceites de oliva o coco. La idea es comer una abundante cantidad de verduras crudas, hervidas, guisadas o al horno, y complementarlas con el resto de los alimentos. 

 

Además de la alimentación, esta dieta también hace hincapié en la importancia de beber agua y estar físicamente activo todos los días, ya que los humanos de la época paleolítica eran nómadas; por lo tanto, caminaban largas distancias y también realizaban un importante esfuerzo físico al cazar y al buscar alimentos para recolectar.

 

Alimentos permitidos en la dieta paleolítica:

  • Frutas
  • Vegetales
  • Frutos secos y semillas
  • Huevo
  • Carnes magras, especialmente de animales alimentados con pastura, como res, cordero y cerdo
  • Carne de aves, como pollo y pavo
  • Carne de caza (venado y liebre, por ejemplo)
  • Pescado, especialmente aquellos con alto contenido de ácidos grasos omega 3, como el salmón, la sardina y el atún, pero frescos, no enlatados
  • Camarones
  • Frutas, verduras y plantas 
  • Aceites de frutas y frutos secos, como el aceite de oliva o el aceite de nuez
  • Tubérculos y raíces en poca cantidad
  • También se pueden usar las especias, ya que provienen de plantas
  • Infusiones y tés naturales

 

Alimentos que se deben evitar al seguir la dieta paleolítica:

  • Granos procesados (trigo, maíz, cereales, harina, pasta y pan)
  • Legumbres, como frijoles, lentejas, cacahuates, garbanzos y chícharos
  • Productos lácteos
  • Azúcar refinada
  • Sal
  • Alimentos procesados en general

 

Ventajas de la dieta paleolítica

  • Pérdida de peso más rápida que con otras dietas
  • Mejor tolerancia del organismo a la glucosa
  • Mejor control de la presión arterial
  • Reducción de los triglicéridos
  • Mejor manejo del apetito, ya que los alimentos permitidos brindan saciedad
  • Propone un tipo de alimentación orgánica y natural
  • Libera al organismo de las sustancias dañinas presentes en los alimentos procesados

 

Desventajas de la dieta paleolítica

  • La carencia de los alimentos que deja fuera ocasiona un déficit de vitamina D a corto plazo
  • Se requiere mucha disciplina y control para seguirla, ya que se debe prescindir de una gran cantidad de alimentos
  • Se puede volver monótona a largo plazo, si no se realiza un menú variado
  • Presenta algunas carencias nutricionales, debido a la falta de lácteos y legumbres
  • El exceso de proteínas que se consumen hace que los riñones trabajen más para eliminar toxinas

 

En conclusión, la dieta paleolítica puede ayudarte a adelgazar o a mantener tu peso y es benéfica para la salud porque evita toda la comida procesada, así que toda tu alimentación estará basada en productos naturales. 

 

Su lado negativo es que deja fuera nutrientes importantes como los que se mencionan y, también, el costo de algunos de los tipos de carne y pescado que incluye, que puede ser una limitante para algunas personas.

 

Si quieres probarla, lo ideal es que consultes con tu nutriólogo para adaptarla a tus necesidades alimenticias, pues hay variantes vegetarianas, veganas y en las que se inlcuyen lácteos, cereales y legumbres con moderación.

 

Y sea cual sea la dieta que realices, no te olvides de beber suficiente agua y ejercitarte al menos 30 minutos al día.

 

Con información de 100 dietasMayo Clinic


Comment

Up

¿No tienes una cuenta? Registrate aquí

Seacrh