Principal

El estrés por la temporada decembrina puede afectar tu matrimonio

Time

4 minutos de lectura

¿Qué vas a aprender con esta nota?

  • Check
  • Cómo puede afectar la época decembrina tu relación de pareja

  • Check
  • Consejos para evitar que las emociones de la termporada te afecten

Comprar regalos, acudir a reuniones, organizar reuniones, hacer largas filas en el centro comercial, quedarse por horas en el tráfico, hospedar a la familia por vacaciones, adornar la casa, preparar la cena, escuchar villancicos y un largo etcétera que le quita lo dulce a la época de amor y paz.

 

A menudo, el alto estrés de la temporada decembrina provoca conflictos conyugales que tienen que ver con todo lo que se relaciona con la época, desde presupuestos para regalos hasta planes de vacaciones. 

 

Estos son los seis problemas más comunes que enfrentan las parejas durante la recta final del año y las formas en que pueden prevenirse.

 

Síndrome de las vacaciones perfectas

El impulso por querer tener una temporada perfecta es comprensible, pero no es manejable. Vas a querer ser el más feliz de la cuadra y demostrarlo, pero el camino para lograrlo puede causar mucho estrés en tu relación. 

 

Por buscar la perfección se gasta más dinero, los fines de semana son más exigentes y corren el riesgo de agotarse. Si te gustan las vacaciones y quieres ir a lo grande, bien. Sólo asegúrate de que tú y tu pareja estén en el mismo canal y que no estarás en rojo emocional ni con los bolsillos vacíos en enero.

 

Fatiga festiva

¿Sabes lo que a menudo se esconde debajo del árbol? Estrés. La temporada trae consigo conciertos de coros escolares, árboles para adornar, regalos para comprar, familias extensas para soportar y muchas expectativas. Puede ser agotador para cualquiera, y tiene el potencial de amargar a muchas parejas. 

 

"La alegría de los días festivos se reemplaza por el estrés cuando las personas lidian con el drama familiar, las preocupaciones financieras y el cansancio general de la festividad", asegura Jonathan Bennett, un consejero y coaching de relaciones. "El antídoto es, en medio del caos, respirar profundamente y mirar a tu cónyuge con empatía, en lugar de como tu enemigo".

 

Gastos sin control

En la temporada de vacaciones se tiende a dejar de lado el buen juicio en nombre del buen ánimo. Simplemente no permitas que ese espíritu libre de preocupaciones cambie drásticamente tus hábitos de compra, o podrías empezar el año nuevo con una débil base financiera. 

 

"La solución aquí es decidir los límites de gastos por adelantado como pareja y atenerse a ellos", dice Bennett. Algunos consejos para lograrlo: determinar un precio máximo para cada compra, hacer una lista y mantenerla (es decir, no ir a escondidas a comprar regalos no contemplados), no utilizar tarjetas de crédito y aprovechar las ofertas de la temporada. 

 

Elegir juntos el destino de las vacaciones

Las promesas son poderosas, así que hagan un trato justo sobre dónde pasarán las fiestas y las vacaciones. Son un equipo y deben estar de acuerdo en lo que ambos decidan. No importa lo que piensen los demás, la familia y amigos siempre pueden esperar su turno. La cordura de la pareja es prioridad.

 

Olvidar la normalidad

La relación en pareja es una labor diaria, y es fácil pasar por alto esto durante las vacaciones. Entre todas las actividades en la agenda, es importante mantener la coherencia y encontrar tiempo el uno para el otro. 

 

"Hagan un plan para mantenerse conectados durante los días festivos con un tiempo diario para los dos y una o dos citas por semana", sugiere el doctor Wyatt Fisher, psicólogo y consejero matrimonial. Establezcan límites y asegúrense de que la calidad del tiempo que pasen juntos triunfe ante todas las circunstancias. 

 

No abandonar la discordia

Las vacaciones son un momento para la familia y los amigos, pero para tener bonitos recuerdos de la época es necesario tener precauciones, pues si deciden pasar mucho tiempo con los demás, pueden generarse conflictos. Tal vez peleas con tu cuñado. Tal vez tu esposa no se lleva bien con tu madre. Si estas relaciones no son muy sólidas, a veces la mejor opción es evitarlas por completo. 

 

"Si bien el enfoque de la temporada es el amor y la unión, esto puede ser un problema para las personas cuyas familias no son cálidas y maravillosas", comenta Lesli Doares, coach de relaciones. "Tratar de forzar la unión bajo la apariencia de la temporada a menudo es contraproducente”.


Comment

Up

¿No tienes una cuenta? Registrate aquí

Seacrh