Principal

5 claves del matrimonio para tener una relación exitosa

Time

4 minutos de lectura

¿Qué vas a aprender con esta nota?

  • Check
  • No esquives los problemas de tu matrimonio, entiéndelos

  • Check
  • Puede ser desafiante, pero al entender las claves serán felices

Uno de los aspectos más importantes para hacer que una relación funcione a través de los años es dejar de pensar que debe ser perfecta y comenzar a pensar en ella como algo real, con sus imperfecciones. Esto significa reconocer que construyes y vives junto a un ser humano que tiene peculiaridades, fallas y excentricidades, al igual que tú.

 

Los buenos tiempos serán abundantes, pero lo contrario también es inevitable: peleas, malentendidos y heridas que pueden llegar de un momento a otro. Entonces, en lugar de tratar de esquivarlos, es mejor entender qué puede causar problemas en tu relación e ir un paso adelante. 

 

1. Sexo para nutrir tu relación

El estilo de vida puede agotarlos y a veces lo único que quieres es llegar y meterte a la cama, pero literalmente a dormir. La espontaneidad se va por la ventana y como resultado el sexo se vuelve predecible, programado y menos romántico.

 

Erin Parisi, consejera de salud mental y terapeuta de matrimonios que vive en Florida, dice que las parejas tienen que trabajar para "mantener las cosas interesantes, mantenerse fieles, abordar los problemas médicos que interfieren con el deseo o la capacidad y programar tiempo para hacerlo".

 

No siempre estarás de humor o sentirás comodidad con tu cuerpo, pero igual debes entender que para tu pareja puede ser lo mismo o incluso que lo que a uno le funciona, al otro no. "Vale la pena comunicarse abiertamente y priorizar su vida sexual para mantener las cosas saludables".

 

2. No todos los conflictos pueden evitarse

"Lo opuesto al amor no es odio, es indiferencia", dice Parisi. "¿Alguna vez has escuchado a una pareja alardear de que nunca pelean? Para mí, eso significa que una o ambas partes no están expresando sus preocupaciones". En otras palabras: el conflicto es natural y va a suceder, pero lo importante es cómo manejen el conflicto, lo que determinará si tu relación crece o sólo les causará sufrimiento.

 

3. No todos los problemas tienen solución

El matrimonio te hace muy consciente de que no todos los argumentos son aceptables, y tú y tu pareja simplemente tendrán muchos argumentos, grandes y pequeños para defender sus posiciones. Por lo tanto, es importante reconocer que no todos los problemas tienen solución.

 

Sarah E. Clark, terapeuta y experta en relaciones, comenta que "es importante aprender la diferencia entre solucionable e insoluble, porque algunos problemas necesitarán ser manejados de una manera diferente". Por ejemplo, si uno de ustedes es realmente social mientras que el otro no, eso no va a cambiar. Si uno de ustedes se olvida, entonces enojarse por las cosas que olvidan no ayudará.

 

"La buena noticia", dice Clark, "es que cuando dejas de tratar de resolver lo que no tiene solución y empiezas a buscar formas de manejar esas cosas, dejarán de parecer problemas".

 

4. Debes reconsiderar el tiempo con los amigos

Muchas parejas sienten, especialmente al comienzo del matrimonio, que nada cambiará con sus círculos sociales. Esto simplemente no es posible.

 

"Ten en cuenta que es importante para ti y tu cónyuge tener un tiempo a solas donde puedan construir su relación, y si bien es importante incluir a otros, no siempre es saludable para tu matrimonio", dice el rabino Shlomo Slatkin, terapeuta del Proyecto de Restauración Matrimonial

 

Slatkin dice que se trata de lograr un equilibrio: "No te conviertas en un ermitaño, pero prioriza tu matrimonio y haz que pasar tiempo de calidad a solas con tu cónyuge sea una prioridad, incluso si eso significa no siempre incluir a otros".

 

5. Tu cónyuge no eres tú

¿Te parece obvio? Esto es algo que muchas parejas no ven y es necesario que lo entiendan, especialmente después de la primera etapa donde algunas emociones se desvanecen, lo que es totalmente normal.

 

"Por mucho que te hayas cegado durante la etapa romántica en algún momento te das cuenta de la dura realidad de que te casaste con una persona que ahora desconoces", dice Slatkin. Una persona opuesta a ti puede ver el mundo de manera completamente diferente, y eso está bien.

 

La capacidad de honrar el mundo del otro es un ingrediente clave de las relaciones exitosas. Por más desafiante que pueda ser que tu cónyuge no sea una extensión de ti, eso te ayuda a crecer para ser más receptivo y centrado en los demás. Aprende a amar y apreciar esas diferencias, ya que eso es lo que hace que tu cónyuge sea único.

 

Con información de Fatherly


Comment

Up

¿No tienes una cuenta? Registrate aquí

Seacrh