Principal

Sueño después de comer, ¿el mal de los glotones?

Time

3 minutos de lectura

¿Qué vas a aprender con esta nota?

  • Check
  • Remedios para combatir el cansancio después de comer

  • Check
  • Los carbohidratos en exceso provocan ese "mal" después de comer

Comer es un placer, pero después de una gran comida pueden aparecer el cansancio y la dificultad para concentrarse. Esta sensación es común en muchas personas, y coloquialmente se le conoce como "mal del puerco". ¿Por qué pasa y cómo evitarlo? La doctora Hania González, especialista en nutrición clínica, enumera algunas de las razones por las que puedes sentir cansancio después de comer y cómo puedes evitar que pase -lo cual es muy útil, sobre todo si debes volver al escritorio-.  

 

Cuánto y qué comes

La doctora señala que la sensación de letargo llega después de comer carbohidratos y/o calorías en exceso, ya que se produce más insulina de lo normal, lo que provoca un bajón brusco de los niveles de glucosa en la sangre.

 

Cuándo comes

Tu reloj biológico o ciclo circadiano puede afectar la sensación después de comer. La Fundación Americana del Sueño reporta que es común un bajón de energía, lo cual ocurre de manera natural a las 02:00 hrs y después a las 14:00 hrs. La luz del día o la oscuridad son esenciales para regular el ritmo circadiano, pero la hora de consumir alimentos también puede tener un efecto. La tradición de la siesta después de comer ahora tiene mayor sentido.

 

Cómo combatir el mal

Sentir cansancio después de comer puede ser frustrante (claro, a menos que tengas una cama cerca y no hay apendientes por los cuales preocuparte). Las siguientes estrategias pueden ayudarte a continuar alerta después de comer y aprovechar la energía que brindan los alimentos para terminar la jornada. 

 

  • Come poco y con menor frecuencia

En vez de hacer comidas abundantes, come menor cantidad y colaciones cada 2 o 3 horas para mantener tus niveles de energía. Una fruta o un puño de almendras es suficiente para evitar el bajón de energía.

 

  • Duerme lo suficiente

Una persona que no duerme lo suficiente por la noche es más propensa a tener un bajón de energía después de comer.

 

  • Consume bebidas con cafeína de manera moderada

Otra opción muy recurrida para despejarse es tomar bebidas con cafeína. La cafeína es un estimulante presente de manera natural en algunos alimentos. La Food and Drug Administration (FDA) recomienda un máximo de 400 miligramos de café al día, lo que equivale a dos o tres tazas de café. Está comprobado que un consumo moderado de cafeína puede ayudar con la pérdida de peso, mejorar la función cognitiva y el estado de alerta.

 

  • Sal a dar un paseo

Hacer un poco de ejercicio durante el día, en especial después de comer, puede ayudar a la gente a sentirse menos cansada.

 

Es importante recalcar que, si incluso con estos cambios aún experimentas mucho cansancio después de comer, debes consultar al médico para descartar otros padecimientos.


Comment

Up

¿No tienes una cuenta? Registrate aquí

Seacrh