Principal

La vibración y sus manifestaciones (PARTE II)

Time

Menos de 4 minutos de lectura

Hay que apreciar minuto a minuto las cosas hermosas que hay en nuestra vida, agradecer lo más valioso y seguir apreciando, agradeciendo, admirando todo lo mejor que hay en nuestras vidas para obtener resultados de bienestar. Tienes que saber que millones de células trabajan en nuestro cuerpo reparándolo, y a menudo se paralizan si tenemos en nuestro pensamiento miedo, dudas, rencores o criticamos todo lo que vemos (qué feo, qué malo, qué sucio), así como quejarnos de todo lo que pasa por no querer ver que en realidad somos los responsables de que eso de lo que nos quejamos, nosotros lo hemos creado consciente o inconscientemente. El resultado de lo anterior es lo que nos paraliza y no nos deja avanzar.

 

Medita conscientemente sobre estas 2 frases :

1.- TODO ESTÁ CONECTADO EN ESTE UNIVERSO

2.- TODO ES UNA EXPRESIÓN DE LO MISMO


Todo está conectado. A través de la vibración, todo en el universo entero está conectado con todo lo demás. Un ejemplo es que el agua que hierve está relacionada con el vapor de agua en el que se transmuta y el vapor está relacionado con el aire en el que cambia. Tú también estas conectado a todo en el universo. Si lo puedes ver a simple vista o no, igual es importante. La única diferencia física que existe entre una cosa y otra se refiere a la densidad o la amplitud de su vibración.

 

Por lo tanto, tan pronto como elijes ciertos pensamientos, tus células cerebrales se ven afectadas. Tan pronto como eliges ciertos pensamientos, tus células cerebrales y todo el universo se ven afectados. Si tomamos en cuenta lo anterior, todo es un estira y afloja o un vibra bajo o vibra alto y cualquier cosa que realices cada segundo modifica tu vibración, afectando todo lo que te rodea. Pongamos un ejemplo común: vas a una fiesta, un “antro”, un bar, una reunión o a bailar. Este lugar va estar repleto de vibraciones, mismas que no puedes ver como si estuvieras en galería de arte viendo cuadros, pero sí las puedes percibir si observas conscientemente. Ahora pasamos al momento en que estás en el lugar; vamos a generalizar las vibraciones más comunes:

  • Necesidad de desconexión por estrés (escapar de la realidad).
  • Bebidas alcohólicas (una de las vibraciones más bajas del ser humano).
  • Banalidad, ocio mal enfocado, necesidad de sexo por vacío emocional, necesidad de pertenencia, sentimientos de poder sobre los demás, falsas creencias de diversión que generan felicidad, etcétera.
  • La música (reguetón, salsa, cumbia, pop, rap, rock, etcétera).

 

La concentración de los puntos anteriores va a afectarte de una manera u otra a menos que tu vibración sea muy elevada, pero créeme que si estás yendo a un lugar así, no es tu caso… El simple (pero no tan simple) hecho de estar en contacto con todas esas vibraciones ocasiona que una vibración siga a otra. En cuestión del sonido, que es el tema que nos atañe, la música que escuchas en un volumen alto impacta directamente en tus estados emocionales, físicos y mentales. Un reguetón, por ejemplo, que está de moda, produce en ti agresividad sexual, problemas alimentarios, falta de autoestima, consumo de sustancias, depresión, bajo rendimiento intelectual, cosificación de la mujer, etc. Lo anterior ocurre debido a que la música de este género produce una hipnosis cerebral, y sí a esto le sumas las letras de las canciones, el resultado es que te están lavando el cerebro.

 

Te invito a hacer la prueba de poner toda tu atención en las letras de las canciones y deducir qué mensaje es el que realmente está mandando y afectando tu vibración.


Comment

Up

¿No tienes una cuenta? Registrate aquí

Seacrh