¿5 razones para consumir bacterias todos los días?

Harmonía / 2017-06-26

¡Así es! Se trata de los probióticos, a los cuales la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y la Organización Mundial de la Salud (OMS) definen como organismos vivos que proporcionan o generan efectos benéficos para la salud.

 

Los probióticos se encuentran principalmente en alimentos lácteos, como yoghurt, kéfir y queso, los cuales integran compuestos biológicamente activos que aportan beneficios para la salud, ya que ayudan a prevenir y tratar diversos padecimientos.

 

Sus beneficios se deben a que contienen bacterias necesarias para el tracto intestinal, las cuales conforman la llamada microbiota, cuya función principal es la de proteger al organismo de microorganismos patógenos, y también participan en diversos procesos metabólicos como la producción de vitaminas.

 

Aunque generalmente los alimentos con probióticos se suelen consumir con mayor frecuencia cuando se tienen malestares estomacales, como inflamación, estreñimiento, indigestión, diarrea o gases, aquí te damos cinco buenas razones para que empieces a consumirlos diariamente como parte de tu estilo de vida.

 

1. Ayudan a la salud digestiva

Los probióticos son importantes para tener un sistema digestivo sano, ya que al incluir las bacterias que mantienen el equilibrio de la microbiota promueven la buena digestión, balancean el pH del tracto intestinal y mantienen alejadas a las bacterias patógenas. Recuerda que cuidar de tu sistema digestivo, el cual se considera un segundo cerebro, es sumamente importante para el bienestar integral.

 

2. Mantienen tu buen humor

¿A quién no le gusta tener el control sobre sus emociones? Saber manejar el estrés, el enojo, los nervios y, por otro lado, dejarse ir con la felicidad, el enamoramiento y la gratitud tiene mucho que ver con nuestro sistema digestivo, pues al estar ligado con el sistema nervioso, es ahí donde se concentran estas sensaciones; por eso, al intestino se le considera nuestro segundo cerebro. Para asegurarte de mantener el buen humor y controlado el estrés, incluye yoghurt con probióticos en tu alimentación todos los días, pues aquéllos se encargarán de mantener tu tracto digestivo equilibrado y saludable.

 

3. Mejoran la absorción de nutrientes

Si quieres aprovechar al máximo el valor nutricional de los alimentos que consumes los probióticos te ayudan a hacerlo, pues se encargan de optimizar la síntesis de vitaminas y minerales y han mostrado ser especialmente eficaces para ayudar al cuerpo a absorber calcio y vitaminas del grupo B.

 

4. Previenen las infecciones

Los probióticos protegen al organismo contra todo tipo de infecciones, gracias a que lo blindan con bacterias saludables. Por ejemplo, están relacionados con la defensa de la contaminación por la bacteria Escherichia coli (E. coli), así como con la disminución de las infecciones recurrentes por levadura y las infecciones del tracto urinario. Además, contribuyen a equilibrar la microbiota presente en la vagina para evitar infecciones en esta zona.

 

5. Contrarrestan los daños causados por los antibióticos

Las infecciones virales hacen necesaria la ingesta de antibióticos, los cuales, en ocasiones, son dañinos para la microbiota intestinal. El consumo de probióticos ayuda a recuperar las bacterias sanas en el tracto digestivo y así restablecer el equilibrio microbiótico.

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

Te podría interesar

Te podría interesar