Principal

Todo lo que debes saber sobre los cólicos y calambres después del sexo

Time

4 minutos de lectura

¿Qué vas a aprender con esta nota?

  • Check
  • Causas de los calambres postsexuales

  • Check
  • Cómo evitar los calambres después del sexo

De la menstruación a los dolores de parto, además de enfermedades e infecciones exclusivas del género femenino. Las mujeres ya tienen que lidiar con bastante como para agregarle molestias antes, durante o después del sexo. Sin embargo, muchas mujeres experimentan calambres durante varios minutos, horas, días y a veces, incluso semanas después del coito. 

 

Dos médicos revelan todo sobre los calambres postsexuales, para responder las preguntas más frecuentes alrededor de este doloroso tema. Prepárate para vencer a los calambres de una vez por todas.

 

¿Son normales los cólicos postsexuales?

"Ningún dolor es normal, aunque sentirlo no significa que suceda algo grave, simplemente es posible que necesites una evaluación", dice la doctora Felice Gersh, fundadora y directora del Grupo Médico Integral de Irvine. Si experimentas calambres después de tener relaciones sexuales con regularidad, es hora de programar una cita con tu ginecólogo para verificar qué los provoca.  

 

¿Por qué suceden?

Hay muchas razones por las que las mujeres experimentan calambres después del coito. "El dolor durante o después del coito (llamado dispareunia o coitalgia) alerta sobre un par de posibles afecciones o enfermedades subyacentes", dice la ginecóloga Kimberly Langdon, asesora médica de Dr Felix, una compañía de salud digital con sede en Europa y California.

¿Algunas posibles razones?

  • Endometriosis: una enfermedad relacionada con la menstruación, donde el tejido que crece en el revestimiento del útero crece fuera del útero (donde no debería).
  • Adenomiosis: endometriosis que se encuentra dentro de la porción muscular del útero.
  • Tumores fibroides: tumores musculares benignos del útero.
  • Enfermedad inflamatoria pélvica: cuando las bacterias de transmisión sexual se propagan desde la vagina hasta el útero, las trompas de Falopio o los ovarios.
  • Quistes ováricos: sacos llenos de líquido en el ovario.
  • Enfermedad del tracto urinario: infección en cualquier parte de los riñones, uréteres, vejiga y uretra.
  • Síndrome del intestino irritable: un trastorno que afecta el intestino grueso y causa calambres, dolor abdominal, distensión abdominal, gases y diarrea o estreñimiento.

 

"También puede ser posible que una mujer que es ultrasensible a la oxitocina experimente calambres después de la relación sexual", dice la doctora Langdon. La oxitocina es una hormona que tiene la propiedad de provocar contracciones uterinas.

 

La doctora Gersh también señala que el dolor emocional puede provocar calambres físicos después de tener relaciones sexuales. "Otra área que a menudo se pasa por alto pero que puede ser la causa subyacente del dolor sexual es una historia de trauma sexual", explica. La experta comenta que las mujeres que han experimentado una experiencia así, pueden apretar inadvertidamente los músculos del piso pélvico y esto puede resultar en calambres muy dolorosos durante y después de la actividad sexual.

 

¿Dónde ocurren los calambres postsexuales?

Según la doctora Langdon, los calambres postsexuales aparecen en el área suprapúbica baja, es decir, el hueso frontal de la pelvis; pueden ser tan profundos que se extiendan a la parte inferior de la espalda y la parte superior de los muslos.

 

¿Cuándo deberías ver a un médico?

La doctora Gersh recomienda consultar con el ginecólogo obstetra de inmediato si experimentas cólicos postsexuales. Si el médico no encuentra que suceda algo físico, Gersh sugiere acudir a un terapeuta de salud mental y un terapeuta del suelo pélvico para ayudar a determinar si hay algún problema emocional.

 

¿Qué puedes hacer para evitarlos?

Lo primero que debe hacer es ir al médico, quien puede tratarte con los medicamentos o tratamientos necesarios. Si no tienes enfermedades pélvicas subyacentes y aún así experimentas calambres, la doctora Langdon recomienda probar cualquiera de los medicamentos de venta libre como ibuprofeno o naproxeno 1 hora antes del coito para ayudar a evitar el dolor. 

 

Langdon también sugiere considerar algunos de los remedios naturales para el dolor como consumir ácidos grasos omega 3, magnesio, corteza de Viburnum, calcio, vitamina E y probar con acupresión, masaje y aplicar calor abdominal.

 

Con información de Cosmopolitan


Comment

Up

¿No tienes una cuenta? Registrate aquí

Seacrh