Principal

Aprende a ser resiliente con los siguientes consejos

Time

Menos de 4 minutos de lectura

¿Qué vas a aprender con esta nota?

  • Check
  • Cómo ser más resiliente

  • Check
  • Recomendaciones para cultivar la resiliencia

Seguramente en muchas ocasiones las cosas no salen como quisieras, y eso es una ley de vida; por más que quieras controlar las situaciones todo tiene su orden natural, y así debe ser. Lo importante de todo esto es cómo reaccionas tú ante estas circunstancias. La resiliencia se refiere a la capacidad que tienes de levantarte después de un gran problema o una tragedia para seguir adelante.

 

Hay personas que son más resilientes que otras, pero es un hábito que puedes cultivar y mejorar a lo largo de tu vida. Dicen que todo lo que hay son lecciones y cuando aprendes a ver el camino de la vida de esta forma, entonces te darás cuenta de lo importante que es verle el lado positivo a las cosas y siempre, ante todo, aprender de lo que la vida te pone enfrente.

 

¿Cómo cultivar la resiliencia?

Deja ir toda expectativa. Crearse ideas o ilusiones de cosas, de resultados o de cualquier situación es uno de los peores males. Seguramente tienes algo en mente y para lograrlo realizas ciertas cosas, ¿pero qué pasa si aunque hayas hecho todo eso no llegas al objetivo?

 

Lo mejor de todo sería que vieras el camino hacia tu objetivo como el verdadero aprendizaje, y no el resultado final, porque puede que lo logres o no. Y cuando no llegas a lo que deseabas, entonces comienzan los sentimientos de frustración, enojo, arrepentimiento, etcétera. Lo mejor que puedes hacer es caminar la vida siempre con empeño, sin importar qué pasará.

 

Te puede interesar: No esperar nada de nadie, el secreto para evitar decepciones

 

Aprende a adaptarte. Otra parte fundamental de ser una persona más resiliente es la capacidad que tienes de moldearte conforme a los momentos. Esto está un poco relacionado con dejar ir todas las expectativas, ya que si te pones a pensar que no puedes controlar las situaciones y vas a necesitar adaptarte a lo que se te ponga enfrente, vivirás la vida con menos tensión.

 

Te puede interesar: Wu wei: Aprende a navegar con las olas de la vida

 

Sé compasivo contigo mismo y perdónate. Puede que seas una persona que se exige mucho, y es que eso esté mal, sino que siempre tiene que existir un equilibrio para que no termines frustrado. Bien dicen que si te caes siete veces te levantes ocho, así que no te culpes por las cosas que no están en tu control, lo mejor que puedes hacer es reflexionar al respecto y ver cómo seguir el camino de una mejor manera.

 

Te puede interesar: Estas son las 3 razones por las que debes ser más compasivo contigo mismo

 

No ignores los problemas, enfréntalos y aprende. En esta vida siempre habrá conflictos; lo importante es que así como las emociones negativas que te enseñan algo, no los hagas a un lado ni los ignores. Cuando surja algo que te cause problemas, lo mejor que puedes hacer es ver cómo lo vas a enfrentar y tomar cartas en el asunto. Todo siempre tiene una solución y si miras detenidamente las cosas, podrás ver cómo resolverlas de la mejor manera.

 

Te puede interesar: Aprende a enfrentar los problemas en 5 pasos

 

Aprende a ser perseverante. Ante todo, la paciencia es de las cosas más importantes que tienes que cultivar en la vida. Cuando aprendes a ser paciente y tomar las cosas con más calma las situaciones conflictivas van a desaparecer poco a poco, porque tendrás una forma más objetiva de ver la vida.

 

Te puede interesar: Descubre los beneficios que puedes obtener de las adversidades

 

Con información de Zen Habits


Comment

Up

¿No tienes una cuenta? Registrate aquí

Seacrh