Principal

7 cosas por las que nunca deberías avergonzarte

Time

7 minutos de lectura

¿Qué vas a aprender con esta nota?

  • Check
  • Cosas que te hacen bien y no deben ser motivo de vergüenza

Desde épocas pasadas, la humanidad ha creado diversas reglas y códigos para la forma de vivir de las personas, y por lo general, a quien no los cumple se le juzga y rechaza. En la sociedad actual, tan inmersa en las redes sociales y permeada por todo lo que en ellas se comparte, se tiende mucho a la crítica, la comparación y el rechazo. 

 

Las vidas de las personas a menudo se miden y se comparan con "la norma", y si no la cumplen, se les cuestiona y juzga. A veces esa presión por cumplir con lo que se "debe ser" es tanta que muchas personas se avergüenzan de cómo viven su vida, o incluso con quién la viven, porque no es lo socialmente "correcto".

 

Pero esto no debe ser así. Lo que debe ser tu prioridad es ser feliz y hacer todo aquello que te permita alcanzar esa felicidad. Mientras tus actos no afecten a otros, todo lo que decidas hacer es válido en tu propia vida. 

 

Así que a continuación tienes una lista de cosas por las que debes dejar de avergonzarte, si es que alguna vez algo o alguien ha hecho surgir esa sensación en ti al criticar o juzgar tus decisiones y forma de vida.

 

Dedicar tiempo a tu autocuidado

Habrá quienes le llamen egoísmo, pero en realidad es amor propio y autoestima. En un mundo lleno de caos, prisa y miles de pendientes y actividades, es fácil que dejes de prestarte atención y de cuidarte. 

 

Por eso es importante que te dediques tiempo a ti mismo. Así que no tengas miedo ni pena de decirle que no a una reunión o un compromiso cuando prefieres quedarte en casa para ver películas. No temas pedir tus días de vacaciones para descansar o para hacer ese viaje que has postergado. Y si tienes ganas de recibir un masaje relajante o de que te consientan en un spa, reserva tu espacio y hazlo.

 

Y ni siquiera necesitas salir de casa para disfrutar de tiempo para ti; puedes leer tu libro favorito, disfrutar de la música que más te gusta, tomar un baño relajante, cuidar tus plantas, apapachar a tus mascotas, meditar o hacer algo de ejercicio. ¡El autocuidado es vital para el bienestar!

Demostrar y expresar tus emociones

No hay nada peor para el bienestar que contener las emociones. Lo que sea que sientas, no te avergüences de expresarlo. Si algo te entristece y te dan ganas de llorar, hazlo; si la ira se apodera de ti, no te desquites con nadie, pero sal a caminar o correr un poco, grita, rompe algo (de lo que luego no vayas a arrepentirte); si algo te emociona, te entusiasma, y te pone feliz, ríe, grita, salta, baila, abraza a alguien, ¡exprésalo! 

 

Las emociones contenidas pueden afectar incluso tu salud física, así que aprende a manejarlas, expresarlas y liberarlas. Y ten presente que no hay emociones "malas", pues cada una de ellas es un componente de lo que te hace humano (si viste la película Intensa-Mente seguro lo entiendes bien). Sí, todo mundo quiere ser feliz, pero también se vale enojarse y sentirse triste, decepcionado o frustrado. El secreto está en no estancarte en estas emociones, sino dejarlas ser, reconocerlas, aceptarlas y expresarlas para luego superarlas.  

 

Elegir a quién hacer parte de tu vida

De acuerdo con la ley de promedios de Jim Rohn, te pareces a las cinco personas con las que pasas la mayor parte del tiempo. Si esto es cierto, ¿no sería prudente pasar el tiempo con las personas que tienen un efecto positivo en tu vida y te ayudan a ser mejor?

 

Si a tu alrededor hay personas que te bajan la energía, que te dan mala vibra o que no aportan nada a tu ser y existir, lo mejor es poner distancia y mantener una relación cordial (sobre todo si se trata de familiares o gente del trabajo), pero sin abrirles tu mundo.

 

Elegir tu camino profesional y laboral

En una sociedad obsesionada con lo que la gente hace para ganarse la vida y cuánto dinero gana, seguir las aspiraciones tu vocación o tus ideales a veces puede parecer difícil. Cuando eres constantemente bombardeado con ataques a tu elección de carrera, es fácil desanimarte. Aquí lo importante es que analices qué es lo que quieres, qué te apasiona y te motiva a levantarte cada mañana. 

 

No tengas miedo ni vergüenza de ir en busca de tu propio camino. Si lo tuyo no es convertirte en gerente ni te gusta estar encerrado horas en una oficina, pero te encanta, por ejemplo, la pastelería, enfócate en convertirte en el mejor pastelero, quizá dentro de un tiempo puedas tener tu propio negocio y vivir de aquello que amas hacer. No trates de cumplir las expectativas de los demás; enfócate en cumplir tus sueños y objetivos.

 

Pensar positivo y soñar

Hay un dicho común que dice que una persona se vuelve verdaderamente feliz con tres cosas: alguien a quien amar, algo que hacer y algo que esperar. Los soñadores saben todo sobre la esperanza y lo común que es que dicha esperanza sea desafiada por las personas que te dicen que debes "ser realista" y prepararte para lo peor.

 

Pero el pensamiento positivo y optimista tiene múltiples beneficios para la salud, incluido un aumento en el promedio de vida y niveles más bajos de estrés.

 

Por otro lado, aunque no todos los días pueden ser buenos, esto no significa que tengas que dejar que la vida te desanime. Es imposible predecir cuándo vendrá un mal día, pero pensar en positivo durante esos momentos adversos te hará más resistente la próxima vez que te enfrentes a uno y te volverás más resiliente. Así que aunque haya gente que diga que está mal ser optimista y soñador, tú mantente en el camino de la buena vibra.

 

Ser auténtico y fiel a ti mismo

La peor traición que puedes cometer es aquella contra ti mismo, cuando no te mantienes fiel a ti mismo y a tus valores, creencias e ideales. Es fácil quedar envuelto en las expectativas que otras personas tienen para ti y tu camino, pero todo siempre se reducirá a lo que quieras hacer con tu vida.

 

Abrazar y amar lo que eres, y ser siempre fiel a ello, es una de las cosas más valientes que puedes hacer. No te preocupes por lo que piensan los demás. Como dice esa canción pegadiza de Bon Jovi: "It’s my life, and it's now or never"... es tu vida, y es ahora o nunca. Así que vive de la mejor manera para ti y haz todo aquello que te haga feliz.

 

Tu apariencia y tu cuerpo

Tanto los hombres como las mujeres suelen sentirse sometidos a los estándares de belleza establecidos en la sociedad en la que se desenvuelven, y esto ocasiona que a menudo se avergüencen de cómo se ve su cuerpo, de su cabello o de su vestimenta, según lo que otras personas piensan al respecto. 

 

Así que no dejes que esos estrictos estándares y estereotipos de belleza te limiten ni te hagan sentir mal. Acéptate y ámate, arregla tu cabello como más te guste y elige la ropa con la que te sientas más cómodo y a gusto. Y siéntete orgulloso de tu estado natural, mientras apuntas a ser la mejor versión de ti.

 

En pocas palabras, sé libre de ser tú mismo, de vivir tu vida a tu manera y de tomar las decisiones y caminos que te lleven a construir tu felicidad, sin importar lo que opine la sociedad ni nadie. Libérate de la vergüenza, enfócate en ser feliz y deja salir todo tu brillo y potencial.


Comment

Up

¿No tienes una cuenta? Registrate aquí

Seacrh