Principal

Conoce los 8 tipos de inteligencia y descubre cuáles posees

Time

7 minutos de lectura

Es muy probable que, a lo largo de tu vida, te hayas dado cuenta de que cada persona tiene habilidades distintas: mientras para unos es muy sencillo aprender cosas como matemáticas, música o idiomas, a otros de plano no se les da, pero son buenos en otras áreas. 

 

Esto se puede explicar gracias a la teoría de las inteligencias múltiples creada por el psicólogo y pedagogo estadounidense Howard Gardner, la cual concluye que existen ocho tipos de inteligencia y que cada persona posee una combinación única de ellos. 

Por ello, la inteligencia académica basada en la obtención de calificaciones, diplomas y títulos no es un factor decisivo para conocer la inteligencia real de una persona, pues no siempre el que sacaba mejores calificaciones en la escuela es al que mejor le va en el trabajo o en la vida.

 

Al percatarse de detalles como estos, a Gardner le surgió la idea de que no existe una única inteligencia y sus investigaciones lo llevaron a concluir que, en efecto, hay al menos ocho, que son las que incluye en su teoría.

 

Inteligencia lingüística

La inteligencia lingüística se refiere a la capacidad de dominar el lenguaje para poder comunicarte con los demás, pero no sólo hace referencia a la habilidad para la comunicación oral, sino también a otras formas como la escritura y la gestualidad.

 

Este tipo de inteligencia destaca en profesiones relacionadas con la política, la escritura, el periodismo, la mercadotecnia y las ventas.

 

Si notas que tu habilidad lingüística no es muy buena, puedes mejorarla al leer todo tipo de textos, escribir (puedes llevar un diario o escribir textos sobre los temas que te interesan) y dedicar tiempo para el diálogo cara a cara, en especial con personas que tengan puntos de vista diferentes a los tuyos, para que puedas argumentar y debatir.

 

Inteligencia lógico-matemática

Este tipo de inteligencia está vinculada con la capacidad de razonamiento formal para resolver problemas relacionados con los números y las asociaciones que se pueden establecer entre ellos, así como para pensar al seguir las reglas de la lógica.

 

Las famosas pruebas para evaluar el coeficiente intelectual (IQ) se basan en este tipo de inteligencia y, en menor medida, en la inteligencia lingüística. Esto se debe a que, a lo largo de la historia, la inteligencia lógico-matemática ha sido considerada como la parte más importante del saber. 

 

Las profesiones que destacan en esta inteligencia son las ciencias exactas en todas sus ramas: economía, academia, ingenierías, matemáticas y física.

 

Si las matemáticas no son lo tuyo y sientes que esta inteligencia no va mucho contigo, puedes mejorarla con la práctica. Resolver problemas lógicos y matemáticos ayudará a que tu cerebro trabaje con mayor estructura y fluidez, y en sitios como Khan Academy puedes encontrar cursos gratuitos sobre las áreas relacionadas con este tipo de inteligencia.

 

Inteligencia espacial

Tiene que ver con la habilidad para observar y pensar el mundo y los objetos desde diferentes perspectivas. Esta inteligencia es la que da la capacidad para idear imágenes mentales, dibujar y detectar detalles, además de un sentido personal de estética.

 

Esta inteligencia te vuelve más hábil al realizar tareas como manejar y estacionar un coche, construir maquetas y modelos, tener una buena orientación, manejar herramientas y dar instrucciones de forma clara. 

 

Su presencia se relaciona con actividades y profesiones como el juego de ajedrez, las artes visuales (pintura, diseño, escultura, fotografía, arquitectura, etc.), el diseño y la publicidad.

 

Para mejorar este tipo de inteligencia los videojuegos tridimensionales son de gran ayuda, pues en ellos debes tomar en cuenta la posición del personaje en el escenario y considerar los distintos ángulos de las tomas. Además, puedes intentar dibujar objetos desde diferentes perspectivas o crear figuras con plastilina. No importa si al inicio no te quedan como quisieras; practicar es lo importante.

 

Inteligencia musical

Este tipo de inteligencia se relaciona con la capacidad para percibir, apreciar y producir música.

 

Alguien con inteligencia musical posee la habilidad para detectar matices en las melodías, pensar en términos de ritmo, timbre y tono y distinguir los distintos sonidos que conforman una melodía. Asimismo, es capaz de tocar instrumentos, leer y componer piezas musicales con facilidad.

 

La forma de entrenar y mejorar esta inteligencia está en la práctica. Para ello, puedes inscribirte a clases para tocar algún instrumento, donde también te enseñarán a leer las notas trazadas en las pautas. 

 

Inteligencia corporal cinestésica

El cuerpo y sus habilidades motrices tienen múltiples áreas de aplicación, que van desde el manejo de máquinas y herramientas hasta la expresión de emociones y sentimientos (al abrazar a alguien, por ejemplo) o la práctica de toda clase de deportes.

 

Todas estas habilidades se catalogan como parte de la inteligencia corporal cinestésica, la cual incluye habilidades de coordinación, destreza, equilibrio, flexibilidad, fuerza y velocidad.

 

La poseen quienes destacan en actividades y profesiones como el baile, la actuación y el deporte. Incluso los cirujanos y artistas plásticos la requieren, pues deben emplear de manera racional sus habilidades físicas y adecuar sus movimientos a cada situación.

 

Si quieres mejorar en este tipo de inteligencia lo más recomendable es practicar algún deporte, lo que además es muy bueno para tu salud, o bien, tomar clases de baile o actuación.

 

Inteligencia intrapersonal

La inteligencia intrapersonal es la que te ayuda a conocerte a ti mismo, al reconocer, aceptar y saber manejar tu manera de pensar, sentir y actuar. Es lo que te ayuda a regular tus emociones.

 

Quienes tienen desarrollada esta inteligencia son capaces de reconocer sus sentimientos y emociones y reflexionar sobre ellos, para evitar el drama y el impacto emocional negativo de las distintas situaciones que enfrentan en la vida.  

 

Para mejorar en este tipo de inteligencia lo recomendable es practicar la introspección, para que descubras cómo eres realmente y por qué eres así. Para ello sirve mucho la práctica del mindfulness y la meditación, así como el análisis reflexivo de las emociones que se experimentan ante diversas situaciones. 

 

Inteligencia interpersonal

Así como la inteligencia intrapersonal contribuye a que te conzcas mejor, la interpersonal te permite conocer y comprender mejor a los demás, al percibir detalles de ellos que van más allá de lo que tus sentidos logran captar, al interpretar lo que realmente hay detrás de las palabras o gestos.

 

Es una inteligencia que resulta muy valiosa para quienes trabajan con grupos numerosos, como los profesores y los jefes en las empresas, ya que les da la habilidad de detectar y entender las circunstancias y problemas de las otras personas. 

 

Esta inteligencia se encuentra presente en quienes ejercen profesiones como profesor, psicólogo, terapeuta, abogado y pedagogo.

 

Al estar basada en la empatía, para mejorar este tipo de inteligencia se requiere justo eso, practicar la empatía en tus relaciones con los demás y empezar a ponerles más atención cuando hablas con ellos, al dejar de simplemente oírlos para empezar a escucharlos y comprenderlos.

 

Inteligencia naturalista

La inteligencia naturalista permite detectar, diferenciar y categorizar los aspectos vinculados al entorno, como las especies animales y vegetales o los fenómenos relacionados con el clima, la geografía y la naturaleza en general.

 

Dos grandes ejemplos de este tipo de inteligencia son los naturalistas y exploradores Charles Darwin y Alexander von Humboldt, quienes fueron capaces de adentrarse en entornos naturales, identificar las distintas especies animales y vegetales, aprender las características de cada una y utilizar esta información en su propio beneficio.

 

Quienes poseen esta inteligencia disfrutan acampar, realizar actividades al aire libre, estar en contacto con la naturaleza, cuidar a las mascotas y estudiar los elementos de la naturaleza para comprenderlos mejor. 

 

Para fomentarla puedes organizar actividades al aire libre, excursiones al campo, analizar el comportamiento de los animales, y aprender a amar y respetar a la naturaleza y el medioambiente.

 

¿Con cuáles de estos 8 tipos de inteligencia te identificas?


Comment

Up

¿No tienes una cuenta? Registrate aquí

Seacrh