Principal

Cuida de tu alimentación para proteger tu piel

Time

6 minutos de lectura

¿Qué vas a aprender con esta nota?

  • Check
  • Cómo proteger tu piel de los radicales libres

  • Check
  • Cuidados naturales para tu piel

Se dice que existen dos culpables por los cuales tu piel podría envejecer más rápido de lo normal: la exposición excesiva al sol y la mala alimentación. Más específicamente, cuando combinas proteínas o grasas con azúcar; a esto se le conoce como glicación. 

 

La glicación es una reacción química en la que las moléculas de glucosa de los alimentos reaccionan con las estructuras moleculares proteicas y generan proteínas más grandes, denominadas proteínas glicosiladas, que son muy malas para el organismo, ya que no puede destruirlas ni liberarlas.

 

Con la edad, las proteínas glicosiladas se acumulan en las células y destruyen la capa formada por el colágeno y la elastina. Esto tiene como resultado la pérdida de elasticidad y tonicidad, que se traducen en aparición de arrugas y líneas de expresión, así como pérdida de firmeza, elasticidad y falta de hidratación cutánea.

 

Todas las personas son diferentes y puede que estas recomendaciones no sean suficientes para que tu piel mejore su estado; sin embargo, la alimentación correcta es crucial para muchas cosas. Por ejemplo, un mejor rendimiento cognitivo se logra cuando tu dieta cambia a ser más nutritiva y menos llena de chatarra. 

 

Para que tu piel mejore, puedes hacer estos cambios en tu dieta:

Papas de camote en lugar de papas normales. Los alimentos fritos a altas temperaturas liberan radicales libres que pueden causar daño celular en la piel. La exposición a estos radicales acelera el proceso de envejecimiento debido a una acción llamada reticulación. La reticulación afecta a las moléculas del ADN y puede debilitar la elasticidad de la piel.

 

Cuando consumes mucha sal, puedes deshidratarte y hacer que tu piel sea más propensa a arrugarse. 

 

En este caso puedes optar por hacer papas horneadas de camote, el cual es un alimento que tiene propiedades antienvejecimiento, lo que ayuda a que se produzca más colágeno. 

 

Pan germinado en lugar de pan blanco. Cuando mezclas los carbohidratos refinados con proteína esto puede causar que el proceso de envejecimiento se adelante, debido a que los alimentos con un alto índice glucémico, como el plan blanco y la gran mayoría de los carbohidratos simples, están relacionados con la inflamación en el cuerpo, lo cual está directamente vinculado al envejecimiento prematuro. 

 

Puedes optar por pan germinado, o simplemente cambiar el pan por otras alternativas sin gluten; por ejemplo: pan de tapioca, almendras, o cualquier otro que encuentres.

 

Miel o fruta en lugar de azúcar. El azúcar es uno de los grandes culpables de muchas cosas, en especial en cuanto a tu piel. Cuando tus niveles de azúcar están elevados, el proceso de glicación se estimula y se acelera aún más con la luz solar. Así que en lugar de comer helado durante la época de calor, opta por fruta o helado sin azúcar.

 

Aceite de olivo o aguacate en lugar de margarina. La ciencia lo dice: la margarina es mucho peor que la mantequilla normal puesto que es alta en aceites hidrogenados, nismos que hacen que la piel sea mucho más vulnerable a la radiación ultravioleta, lo cual daña la elasticidad y el colágeno en tu piel. 

 

Cuando quieras consumir algo de grasas, es mejor que optes por aceite de olivo o aguacate. Estos alimentos son ricos en antioxidantes y también van a proteger a tu cerebro. 

 

Carnes no procesadas. Las salchichas, el salami, el peperoni, el tocino, y en general los alimentos procesados, son realmente dañinos para tu piel. Esto se debe a su alto contenido en sodio, grasas saturadas y sulfitos. Todos causan inflamación en tu cuerpo y como consecuencia, deshidratan tu piel. 

 

Trata de elegir proteínas que no estén procesadas, como pollo, carne y pescado que provengan de granjas. 

 

Alcohol con moderación. El alcohol puede causar una gran cantidad de problemas cuando se trata de la piel, incluido enrojecimiento, hinchazón, pérdida de colágeno y arrugas.

 

El alcohol reduce los nutrientes, la hidratación y los niveles de vitamina A, todos los cuales tienen un impacto directo en las arrugas.

 

La vitamina A es especialmente importante para el crecimiento de nuevas células y la producción de colágeno, pues asegura que la piel sea elástica y libre de arrugas. 

 

No se trata de que dejes el alcohol por completo, sino de que lo consumas con moderación y conciencia. Y si vas a tomar, trata de mantenerte hidratado todo el tiempo. 

 

Otras recomendaciones para cuidar tu piel

Los productos cosméticos también tienen un alto grado de toxicidad, ya que la mayoría de ellos están hechos a partir de ingredientes que provienen del petróleo. Por eso, también es importante que para que cuides tu piel de manera integral hagas cambios en lo que usas para maquillarte, desmaquillarte y para cuidar tu piel. 

 

Algunos ingredientes naturales que puedes utilizar son: 

 

Aceite de coco. Este es uno de los alimentos más versátiles; lo puedes usar para cocinar, para tu piel, para el cabello y hasta para lavarte los dientes. Usarlo en tu piel te brinda los siguientes beneficios: remueve las células muertas, te protege de quemaduras y tiene propiedades antibacteriales, antivirales y antioxidantes. 

 

Aceite esencial de árbol del té. Este ingrediente es excelente para tu piel, pues funciona como un antinflamatorio natural; también es antibacterial y sus fotoquímicos lo hacen uno de los aceites esenciales más versátiles para el cuidado de la piel. 

 

Vinagre de manzana. Un producto natural para el cuidado de la piel extremadamente versátil y económico. Los beneficios del vinagre de sidra de manzana incluyen: ayudar a matar patógenos (como las bacterias), limpiar los problemas de la piel causados por problemas intestinales, limpiar la piel y contribuir a detener el acné. El uso del VAC para los problemas de la piel se remonta a Hipócrates (460-377 a. C.), considerado el padre de la medicina moderna y creyente en el uso del VAC antimicótico y la miel cruda para la limpieza de las úlceras y el tratamiento de las llagas cutáneas. 

 

Miel cruda. Una de las mejores fuentes de nutrientes, enzimas, vitaminas y ácidos que protegen la piel. La miel cruda te ayuda a prevenir el acné, te humecta y también es buena para las alergias. Además tiene propiedades antibacteriales, así que la puedes utilizar en heridas o infecciones de la piel. 


Comment

Up

¿No tienes una cuenta? Registrate aquí

Seacrh