educadora sexual orgásmicas orgasmo

Sabiduría femenina: las orgásmicas enseñanzas de Betty Dodson

Harmonía / 2016-05-10

Betty Dodson nació  en Kansas y en 1950 se mudó a Nueva York para estudiar arte. Nueve años después, se casó con un director de publicidad llamado Frederick Stern y el matrimonio duró 6 años antes de llegar al divorcio. Tras el cual, Dodson inició un camino de auto-descubrimiento y dejó el mundo del arte para convertirse en una célebre educadora sexual que ha enseñado a muchas mujeres cómo disfrutar de sus cuerpos; es decir, cómo masturbarse y tener orgasmos. 

 

Su primer libro “Sexo para uno" fue un gran éxito, pero no es la única razón detrás de su renombre. Ya que durante más de 40 años Dodson  ha llevado a cabo talleres en los que grupos de mujeres, y a veces de hombres, hablan sobre sus experiencias, exploran su cuerpo e incluso se masturban  hasta conseguir lo que en ocasiones resulta ser su primer orgasmo.  

 

Anteriormente hemos hablado de cómo dedicar unos minutos diarios al auto placer puede ayudar a las mujeres a sanar su relación con su cuerpo y su sexualidad. Así como reconocer bloqueos y permitir que afloren a la superficie para poder ser reconocidos y resueltos.  Esto es porque como ha explicado Betty Dodson en su artículo “Despertando al clítoris”: 

 

“Después de escuchar innumerables historias de niñas y mujeres durante las últimas cuatro décadas, creo que la represión sexual empieza en el momento que un padre o cuidador castiga la curiosidad natural que el niño siente con respecto a tocar sus propios órganos sexuales.

 

La sociedad necesita entender que la salud de la vida sexual de cada persona yace en la masturbación durante la infancia, pues estos son los cimientos en los que toda la sexualidad humana se basa.  Es muy consistente como cada cliente que observo batallar con los orgasmos, es un adulto que no tiene recuerdos de haberse masturbado en su niñez o pubertad. La ausencia de esta auto- exploración natural interfiere con el desarrollo de los caminos neuronales que llevan sensaciones positivas de nuestros genitales a los centros de placer del cerebro. Esto bloquea o vuelve más lento el desarrollo de la liberación sexual durante el orgasmo. 

 

Si esto ha despertado tu curiosidad, en este video puedes atestiguar como Dodson, imparte su conocimiento a otras mujeres que acuden a ella en busca de placer y libertad. 

 

 

 

 

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD: