Identidad de género, orientación sexual y preferencia sexual no son lo mismo: conoce las diferencias

Harmonía / 2016-05-17

Durante muchos años se creyó que el sexo biológico determinaba nuestra identidad de género, expresión de género y orientación sexual. Es decir, si una persona nacía con sexo biológico femenino —una vagina—, se esperaba que su identidad de género fuera de mujer, su expresión de género fuera femenina y su orientación sexual fuera hacia los hombres. Sin embargo, hoy sabemos que estos cuatro aspectos están relacionados entre sí pero se refieren a cosas muy distintas y uno no necesariamente determina a los demás. Te explicamos la diferencia entre cada uno:

 

Sexo biológico:

El sexo biológico es aquel con el que nacemos, es decir, pene, vagina o intersexo (lo que se conocía anteriormente como hermafroditismo). Todas las personas nacen con un sexo biológico que únicamente determina las funciones fisiológicas de su organismo o su papel en la función reproductiva.

 

Identidad de género:

La identidad de género es la forma en la que tú, en tu interior, te percibes a ti mismo/a. Puedes tener una identidad de género de mujer, de hombre o genderqueer. Esta última implica que te identificas de alguna forma con ambos géneros en la misma medida o algunas veces más con uno que con otro.

 

Expresión de género:

La expresión de género es la forma en la que decides expresar tu identidad de género a través de cómo vistes, actuas o te relacionas con los demás. Puedes tener una expresión de género masculina, femenina o andrógina.

 

Orientación sexual:

La orientación sexual ("preferencia sexual" es incorrecto) se refiere a las personas hacia quienes te sientes atraído no sólo en el plano sexual sino también en el emocional. En este caso puedes ser heterosexual, homosexual o bisexual. 

 

Estas categorías no tienen porque estar alineadas en todas las personas, cuando esto ocurre se dice que la persona es "cisgénero", es decir, que su sexo biológico y su identidad sexual coinciden entre sí, por ejemplo, una persona con sexo biológico de varón, identidad de género de hombre, expresión sexual masculina y orientación sexual heterosexual. Sin embargo, también existen personas con sexo biológico de varón, identidad de género de mujer, expresión sexual femenina y orientación sexual homosexual o bisexual. Dentro de la diversidad sexual todas las combinaciones son posibles y ninguna representa una "desviación" puesto que no existe una norma. Comprender lo anterior es el primer paso para conocernos mejor a nosotros mismos y alcanzar una vida sexual plena y libre.

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

Te podría interesar

Te podría interesar