5 posiciones sexuales para disfrutar de la vida y ejercitarse al mismo tiempo

Harmonía / 2016-08-25

La vida citadina actual está llena de compromisos, demandas, largas jornadas de trabajo, horas que se diluyen en trayectos definidos por el tráfico y la contaminación. En medio de todo eso, el placer de vivir también suele palidecer y necesitamos un reencuentro con él para resucitar nuestro entusiasmo.  Una de las mejores formas de conseguir esto es a través de relaciones sexuales consensuales y libres de complejos. De tal manera que  si a causa de la prisa diaria no te da tiempo de ir al gimnasio, puedes empezar a estirar y fortalecer esos músculos entre las sábanas al tiempo que contactas con el lado placentero de la vida. Una buena forma de empezar a mejorar tu estado físico y anímico  es practicando  estas 5 posiciones:

 

1. Perrito

Al estar apoyada en las extremidades la mujer puede concentrarse en la fuerza de sus cuádriceps y gluteos, lo cual también puede darle más estabilidad. Una forma de involucrar algo de trabajo en el tren superior del cuerpo es modificar esta postura, de tal manera que en lugar de apoyar las manos sobre la cama u otro soporte, se puede utilizar pared  de tal manera que el empujarla trabaje los músculos de los hombros y brazos también. 

 

2. Vaquera

En esta posición con la mujer arriba y las pierna sobre la cama o el suelo, se involucran tanto los músculos del abdomen como los glúteos. El punto aquí es flexionar el abdomen bajo como los músculos pélvicos. Una opción para activar los músculos de las extreminades inferiores es apretar el cuerpo de la pareja con las piernas, de tal manera que los cuadríceps y las pantorrillas también se activen. 

 

3. De pie

Esta puede ser una de las posiciones más difíciles de realizar pues  desafiar la gravedad implica que los músculos del abdomen y las piernas deberán realizar un esfuerzo considerable. Si la mujer está de pie sobre una pierna estos músculos le permiten a mantenerse erguida, mientras que el abdomen está involucrado en el balance. 

 

4. Puente

En esta posición la mujer está boca arriba, apoyándose en brazos y piernas para mantener su cuerpo lejos de la superficie. Esta posición definitivamente requiere fuerza y flexibilidad y tiene un nivel de complejidad avanzado. Una opción para aliviar la carga de los músculos es apoyar la espalda en una pila de almohadas, pero aún así estarán trabajando los los glúteos, y los músculos internos de los muslos , así como los bíceps, tríceps, quadríceps  y pantorrillas. 

 

5. Arco

Esta postura es una variación del puente, en la que la mujer apoya los hombros sobre la superficie mientras usa sus piernas para alejar de la cama la parte inferior del cuerpo. Esta variación involucra los mismos grupos de músculos que el puente pero con un poco menos de intensidad, por otro lado  la tensión en el cuello y los hombros también disminuye. 

 

Hagas lo que hagas, lo más importante es que lo disfrutes, recuerda que alejarte de los prejuicios es importante para disfrutar, además si lo que quieres es tener orgasmos increíbles, puedes ver estas técnicas avaladas por investigadores en busca de qué complace a las mujeres. 

 

Con información de Fitness Magazine.

 

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

Te podría interesar

Te podría interesar