Evita la cuesta de (kilos en) enero

/ 2015-12-07

Las fiestas decembrinas llegaron y con ellas la resignación: vamos a subir de peso. Comer de más en diciembre es una tradición tan arraigada como el arbolito y los regalos. Se ha hecho así en nuestra familia y en la de nuestros padres y en la de nuestros abuelos sin que haya nada que podamos hacer para evitarlo... pero ¿en serio no hay nada que podamos hacer para evitarlo? ¿No sería mucho mejor iniciar el año sintiéndonos bien y en forma? Decirle no al sobrepeso y a los malestares digestivos este fin de año no significa que no vayamos a disfrutar de la comida ni a divertirnos. 

 

Si has decidido recibir el siguiente año sin resaca de excesos y sintiéndote bien contigo mismo, pero al mismo tiempo no quieres privarte de nada en estas fiestas, sigue estos sencillos consejos y descubre que hay mucho que puedes hacer por tu bienestar:

 

1. No te saltes ninguna comida. Cuando tenemos alguna cena muchas veces creemos que lo mejor es no comer nada en todo el día. Eso sólo alentará nuestro metabolismo y es muy probable que terminemos consumiendo muchas más calorías que si comemos normalmente.

 

2. Aléjate de las entradas y las guarniciones, casi siempre son comidas muy bajas en nutrimentos y muy altas en carbohidratos y grasas. Acompaña tus alimentos con vegetales o ensalada.

 

3. Bebe muchos líquidos. Además de la sensación de saciedad permanecer hidratado hará que las toxinas se liberen de manera más eficaz.

 

4. Tómate tu tiempo para comer. Mastica muy bien los alimentos y procura comer despacio. Esto además de mejorar tu digestión enviará señales a tu cerebro para que se sienta satisfecho y no comas de más.

 

5. No repitas porciones. Prueba todo lo que se te antoje pero por más que te haya gustado alguna comida no la repitas. Se trata de que no te quedes con las ganas pero tampoco te excedas.

 

6. Procura que tu plato sea equilibrado: dos raciones de vegetales o ensalada por cada ración de proteína y una ración de proteína por cada ración de carbohidratos.

 

7. Apóyate en alimentos nutritivos y bajos en calorías que ayuden a regular tu digestión como la fibra y el yoghurt.

 

8. Evita las bebidas alcoholicas que sólo aportan calorías y alentan tu metabolismo

 

9. No dejes de ejercitarte. Procura realizar una hora de caminata o ejercicio aeróbico por lo menos tres veces a la semana.

 

Como ves, aplicar estos consejos es sencillo y te sentirás satisfecho de comenzar el nuevo año sin culpas.

Nuestras notas más leídas que te pueden interesar...

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD: