Principales señales para detectar el riesgo de un suicidio y cómo evitarlo

Harmonía / 2016-09-09

El suicidio no debe ser un tema tabú. Para prevenirlo, necesitamos empezar por reconocer que sucede. Luego debemos identificar las señales de riesgo y por último, conocer las posibles soluciones al problema.

 

En 2015, las estadísticas que el INEGI publicó a propósito del Día mundial para la prevención del suicidio que se conmemora el 10 de septiembre indicaron que a nivel mundial, más de 800 mil personas cometen suicidio cada año. En el caso de México, se registraron 5909 suicidios en el 2013. Es decir, cinco de cada 100 mil habitantes lo cometió. Esto representa el 1% del total de muertes registradas en ese año y lo coloca como la décima cuarta causa de muerte. Además, el mismo registro comenta que el 40.8% de los suicidios ocurren en jóvenes de 15 a 29 años y fueron cometidos en un 81.7% por hombres y un 18.2% por mujeres.


 

¿Cómo identificarlo?

 

  • El 90% de las personas que comete suicidio tiene una depresión clínica u otro trastorno mental diagnosticado.

  • En varias ocasiones las personas que se suicidan tuvieron problemas de abuso de alcohol u otras sustancias.

  • Adversidades o eventos traumáticos fomentan el suicidio. No debe menospreciarse cuando una persona se refiere al suicidio después de un evento estresante.

  • Es importante prestar atención a intentos previos de suicidio. Casi el 50% de las personas que mueren por suicidio lo habían intentado hacer al menos una vez.

  • De igual forma, debe darse seguimiento al caso si existen familiares con antecedentes de trastornos mentales.

  • Otros factores que propician el suicidio son la violencia familiar, otro familiar que cometa suicidio, el abuso sexual o psicológico, tener armas de fuego en casa, las enfermedades crónicas e incluso las que implican un dolor crónico, el encarcelamiento y la exposición a conductas suicidas por parte de los demás.

  • Las personas que cometen suicidio tienden a hablar mucho o pensar demasiado en la muerte.

  • Problemas para conciliar el sueño, comer bien o prestar atención, también son señales importantes.

  • Pérdida de interés en lo que antes le emocionaba.

  • Deben cuidarse los riesgos que se aproximan a la muerte como manejar muy rápido o pasando los semáforos en rojo.

  • Tampoco deben ignorarse los comentarios sobre soledad, desesperanza o inutilidad que haga una persona. Lo mismo con menciones del tipo “no quiero estar aquí”, “ya no quiero seguir”.

  • Pasar de manera abrupta de la tristeza a la felicidad

  • Problemas amorosos, en el trabajo, la vida familiar o social; aislamiento, desesperación y violencia.

  • Cualquier mención del suicidio o la muerte de uno mismo.

  • Visitas o llamadas para despedirse de la gente.

 

Ilustración de Cynthia Tedy
 

¿Cómo evitarlo?

 

  • Mostrarse preocupado por la persona.

  • Si se trata de una persona joven, comparte sus pasiones. Si se trata de una persona mayor, hazlo sentir útil.

  • Hablen sobre el tema sin temores. Luego ofrece tu apoyo y sé comprensivo. Acepta sus emociones y respeta todo lo que te diga, incluso sus silencios. No intentes convencerlo de que todo está bien y agradécele por compartir.

  • Sé constante y atento. Estos casos requieren seguimiento.

  • Canaliza su caso a terceros que sean expertos en materia. Puedes manejarlo como una sugerencia y dejarle al alcance los teléfonos necesarios (más adelante te damos algunas opciones).

  • Hazle prometer que te buscará antes de tomar cualquier tipo de decisión sobre su vida. A cambio, ofrécele estar siempre presente para él o ella.

  • No lo dejes solo si crees que está pasando por una crisis.

  • Aleja de su alcance cualquier instrumento que pueda servirle para cometer suicidio. Desde armas de fuego hasta sustancias tóxicas.  

  • Comunica tu preocupación con más personas que conozcan a la persona en cuestión.


 

El suicidio, aunque a veces puede ocurrir consecuencia de un estímulo impulsivo, puede evitarse si se detecta a tiempo y se toman las medidas correspondientes. Recuerda ser serio cuando identifiques cualquier conducta extraña que puedas relacionar con el deseo por terminar con la vida.  

 

Además de los puntos anteriores, si te sientes identificado y has pensado en cometer suicidio o si conoces a alguien en esta situación, te recomendamos que llames de inmediato a cualquiera de los siguientes contactos.

 

México

Instituto Hispanoamericano de Suicidologia, A.C

+5255 46313300

info@suicidiologia.com.mx

Decide Vivir México, A.C.

decidevivermexico@gmail.com

 

Worldwide

Befrienders

http://www.befrienders.org

 

Aquí puedes encontrar varios otros contactos alrededor del mundo dispuestos a ayudar a personas que han considerado terminar con su vida o que conocen a alguien que lo ha hecho. Tu vida y la de todas las personas es sumamente importante. No temas pedir ayuda, siempre hay alguien que querrá apoyarte.

 

Fuentes

American Foundation for Suicide Prevention

WebMD

OMS

Ilustración de Daliah Ammar

Sigue con ¿Cómo saber si alguien cerca de ti está deprimido?

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

Te podría interesar

Te podría interesar