Esta es la diferencia entre un duelo y una depresión

Harmonía / 2016-07-09

El destino de la vida no es algo predecible ni estable. Muchas veces pasamos por hechos trágicos o dolorosos que nos impactan y nos hacen reaccionar de formas que afectan nuestra percepción y conducta, por ejemplo, convirtiéndose en una depresión. Para detectar estos casos, existen una serie de síntomas clínicos que fungen como alertas de un estado de ánimo desmotivado que requiere ayuda profesional.

 

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Epidemiología Psiquiátrica (ENEP) realizada en 2004, el 8.4% de la población mexicana ha sufrido al menos un episodio depresivo mayor en su vida. La misma investigación determinó que los 24 años es la edad promedio de inicio de este padecimiento y que las mujeres son más propensas a adquirirlo, pues de cada 100 personas aproximadamente 13 hombres y 21 mujeres desarrollan un cuadro depresivo en su vida.

 

No obstante, la depresión es una patología que suele confundirse con el duelo, pues sus síntomas son bastante similares. Para ayudarte a distinguir entre ambos estados y que puedas tomar las medidas que consideres mejores para tu caso en particular, te contamos algunas de las diferencias entre duelo y depresión.

 

  • El duelo puede relacionarse con una circunstancia específica. Por ejemplo, un divorcio o la muerte de un ser querido. En cambio, una persona que tiene depresión desconoce los motivos de su tristeza.

  • Además de vincularse con una causa específica, el duelo es temporal. La depresión presenta todo un cuadro clínico que es anormal por su persistencia y duración temporal. Para algunos especialistas, un periodo de entre seis meses a dos años es un tiempo suficiente para clasificar la tristeza como duelo y no como depresión.

  • La depresión se caracteriza por una serie de sensaciones como tristeza, frustración, mal humor y angustia; pero en el duelo se distinguen etapas de forma más clara: una persona que pasa por un duelo puede sentir negación (al no reconocer los hechos que lo hacen sentir mal), ira, esperanza, tristeza y, eventualmente, aceptación. En una depresión estas etapas no resultan evidentes.

  • En la depresión el sueño, la alimentación y la motivación se ven alterados con una intensidad y duración que dificultan la realización de las actividades cotidianas de las personas.

  • Las personas con depresión tienen dificultad para ser amorosas y comprensivas. Suelen rechazar las manifestaciones de amor y prefieren castigarse a sí mismas. Una persona que pasa por un duelo será capaz, poco a poco, de reconocer el amor que existe a su alrededor.


 

Sea que te identifiques con varias características de una persona con depresión o que más bien te reconozcas en un proceso de duelo, te recomendamos la asistencia de un profesional. Pedir ayuda es una excelente forma de salir adelante de un problema, así como de aceptar la atención que mereces. No descuides tus propios sentimientos.

 

¿Quieres profundizar en el tema? Te recomendamos: 18 señales de que tu tristeza requiere ayuda profesional

 

Ilustración de Armando Bravo

Fuentes:

Depresión

El muerto-vivo

Aprender de la pérdida

 

Nuestras notas más leídas que te pueden interesar...

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD: