5 cosas que debes saber sobre el estrés para tener una vida sana y feliz

Harmonía / 2016-07-24

El estrés ha sido llamado "el asesino silencioso" y prácticamente no existe una enfermedad que no esté de alguna manera vinculada con esta respuesta que puede definirse como la forma en la que el cuerpo reacciona a un reto o desafío.  El estrés, por supuesto, es algo completamente natural, sin embargo en nuestra época parece que existen cada vez más respuestas desmedidas y crónicas a desafíos cotidianos: lo que antes era el raro encuentro con un depredador hoy en día es una constante presión psicológica y ambiental. Como explica uno de los grandes expertos en el tema, el Dr. Robert Sapolsky, el estrés es algo que tienen en común los primates, incluyendo a los seres humanos. "Los primates son muy inteligentes y lo suficientemente organizados para dedicar su tiempo libre a hacerse miserables los unos a los otros y estresarse. Pero si te estresas de manera psicosocialmente crónica tu salud va estar comprometida. Así que, esencialmente, hemos evolucionado a ser suficientemente inteligentes para enfermarnos a nosotros mismos", dice Sapolsky. 

 

A continuación cinco puntos que nos pueden ayudar a evitar el estrés:


1. El estrés tiene una importante función para la sobrevivencia

 

En términos muy simples "estrés" hace referencia a ejercer presión en el cuerpo para realizar una tarea. Es una especie de énfasis o intensificación de las reacciones del cuerpo, que evolutivamente nos permite responder a un peligro con la mayor cantidad de nuestros recursos. Comúnmente se habla de la respuesta "huir o pelear", la cual es sumamente importante en momentos agudos en los que el cuerpo necesita concentrar todas sus energías y sortear una amenaza. Peces, reptiles y aves tienen el mismo mecanismo de estrés que nosotros, sin embargo no sufren las mismas consecuencias ya que están libres del elemento psicológico que genera estrés independientemente de una amenaza inmediata. 

 

2. El estrés compromete seriamente el sistema inmune y está asociado con numerosas enfermedades

 

El Dr. Robert Sapolsky, ha demostrado que el estrés suprime el sistema inmune y a la larga tiene efectos deletéreos en nuestra capacidad de defendernos de invasores infecciosos.  Al activar una respuesta de estrés crónicamente y secretar una constante cantidad de adrenalina se incrementan los riesgos de enfermedades como la diabetes y la presión arterial; asimismo, ya que el estrés suele afectar los movimientos naturales del tracto digestivo "es más probable que padezcas diferentes trastornos gastrointestinales", dice Sapolsky. Además el estrés produce disfunción eréctil, perturba los ciclos de menstruación y en los niños puede llegar incluso a comprometer su crecimiento.

 

 

3. El estrés afecta nuestra capacidad de tomar decisiones racionales 

 

Cuando nuestra atención  es "capturada" por un estímulo emocional o algo que percibimos como un riesgo, se activa la amígdala en el cerebro. Explica el Dr. David A. Kessler que "ya que la amígadala está conectada al córtex prefrontal, la región involucrada en funciones ejecutivas como la toma de decisiones, el impulso de la amígdala de huir o pelear estrechará la atención a aquello que percibe como una amenaza, de esta forma reduciendo nuestra capacidad de interpretar amenazas realmente presentes en el ambiente. Esto finalmente acaba erosionando nuestra habilidad de tomar decisiones racionales; el cerebro se convierte en un centinela de una sola función". Esta es la característica esencial del estrés que elimina del panorama todo lo que no sea lo que ha capturado nuestra atención (u obsesión) y enfoca nuestra energía de manera, generalmente vehemente, a una única tarea. Esto podía ser huir de un tigre diente de sable pero hoy en día suele ser cosas como "en realidad odio mi trabajo" u "no tengo suficiente dinero para pagar la renta" y cosas similares que se convierten en una fuente de tensión emocional constante.

 

4. El estrés afecta nuestra capacidad de percibir adecuadamente

 

Al concentrar nuestra atención en un estímulo emocional único --que se percibe como una amenaza, ya sea real o creada por nuestra psique obsesisva-- nuestra energía se concentra también en ese aspecto en el cual tenemos una fijación --puesto que la energía va a donde se dirige nuestra atención. Cuando esto ocurre de manera constante o incluso crónica, repercute en que nos vamos drenando al no circular y distribuir la enegía, y sólo focalizarla de manera intensa en un aspecto no-regenerativo. Esto genera cansancio y el cansancio provoca una merma en nuestras facultades que de nuevo afecta nuestra percepción y nuestra capacidad de tomar decisiones. Asimismo, cuando estamos estresados por algo que no está presente en el ambiente más que como un espectro mental, esto evidentemente nos distrae de las tareas inmediatas, de nuevo bajando nuestro desempeño. El filósofo Manly P. Hall escribió que sólo la persona relajada es capaz de acceder a la realidad de las cosas, esto en tanto a que quien se encuentra en un estado de tensión difícilmente podrá atender a lo que sucede en el presente, lo que es actual, es decir lo que está sucediendo en ese momento y evidentemente la realidad es aquello que ocurre aquí y ahora, no esta o esta otra ruminación mental.

 

5. El estrés  es una de las principales causas del sufrimiento, según el budismo

 

Como vimos en los puntos anteriores el estrés afecta la salud, nuestra capacidad de relacionarnos y entender correctamente el entorno. Por si esto fuera poco, según el budismo, el estrés impide el crecimiento espiritual, es uno de los principales obstáculos para entrar en un estado meditativo y en gran medida es responsable del sufrimiento y de mantenernos en el samsara --o en la rueda ilusoria de la existencia. 

 

El estrés es otra forma de decir hacer un énfasis fisiológico. Como vimos al principio esto puede ser completamente necesario y salvar nuestra vida; sin embargo, cuando ese énfasis se vuelve muy constante entonces genera tensión, aprieta demasiado y se aferra a las cosas. Al hacer esto no permite que los pensamientos, emociones o sensaciones fluyan y tengan un movimiento natural, que surjan, se experimenten y desaparezcan; esto hace que se generen bloqueos, fijaciones y obsesiones que incluso pueden llegar a convertirse en tumores.

 

En sus cuatro nobles verdades, el Buda identificó el concepto de "upadana" como una de las principales causas del sufrimiento. "Upadana" es una palabra interesante ya que si bien se ha traducudo como "apegarse" o "aferrarse", literalmente significa "combustible"; es decir, es el apegarse a las cosas lo que, por así decirlo, mantiene encendida la flama del sufrimiento. Esto es así, según el budismo, ya que la naturaleza del mundo es que las cosas son impermanentes, están constantemente cambiando, decaen y mueren. Por lo cual es absurdo apegarse a ellas --absurdo si no queremos sufrir. El estrés psicológico es una forma de apego (además de ser una forma de autotortura), ya que lo que nos estresa no está realmente ocurriendo en el momento, nos aferramos a cierto deseo, a algo que queremos que suceda en el futuro o a algo que ya ha pasado y que no nos gusta.  

Nuestras notas más leídas que te pueden interesar...

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD: