4 nobles verdades budistas para recordar tras el sismo

Harmonía / 2017-09-20

Siddharta Gautama, a quien conocemos hoy en día como el buda histórico, vivió  hace más de 2 mil años, pero sus enseñanzas perduran, pues el paso del tiempo no ha cambiado las verdades elementales que sirven de base al budismo. Dicha doctrina está basada en cuatro nobles verdades que versan sobre la existencia humana, la naturaleza del sufrimiento y cómo liberarse de él. En ocasiones nos acercamos a la meditación pensando que es una forma de escapar de este mundo y las cosas que nos agobian de él, pero la meditación es estar realmente presentes, no evadiéndonos. De igual manera, a veces buscamos en la sabiduría de los maestros un consuelo fácil; sin embargo, las verdades de Buda nos invitan a desarrollar nuestra espiritualidad con base en el momento presente, por incómodo o doloroso que éste sea. Es una visión valiente, que vale la pena recordar después del sismo vivido en la CDMX el pasado 19 de septiembre. A continuación te compartimos las cuatro nobles verdades:

 

1. Vivir implica experimentar sufrimiento

Buda se dió cuenta de que todos los seres humanos sufren física y psicológicamente debido a la enfermedad, la vejez, la separación de sus seres queridos, encontrarse en situaciones incómodas o dolorosas y tener relaciones con personas desagradables. De acuerdo con Buda esto le pasa a los humanos porque permanecen presos de sus deseos y apegos, de tal manera que si una persona obtiene lo que desea siente placer y satisfacción, pero esto dura poco; luego vienen de nuevo la insatisfacción y el sufrimiento.

 

2. El apego es la fuente del sufrimiento

Según Buda, la causa básica del sufrimiento es el apego al deseo de tener algo y el deseo de no tener algo o aversión a tenerlo. No obstante, como los humanos no podemos satisfacer todos nuestros deseos y antojos nos sentimos enojados y tensos, lo cual es otra forma en la que se manifiesta el sufrimiento. En otras palabras, Buda no le achaca el sufrimiento a las condiciones exteriores, sino a los  condicionamientos del apego y el deseo.

 

Te puede interesar: Una fascinante definición de lo que es el amor según el budismo

 

3. La liberación del sufrimiento es posible

Buda señaló que debido a lo anterior, lo que en realidad necesitamos hacer para dejar de sufrir es controlar nuestros deseos y practicar el desapego, lo cual por supuesto es más fácil de decir que de hacer, pero es posible si se practica con diligencia. La liberación del apego es la que libera a la mente de sus cuitas y sufrimientos. Eso es el nirvana.

 

4. El camino  a la liberación es óctuple

De acuerdo con Buda, el nirvana sólo ocurre si llevamos una vida balanceada y para lograr ese equilibrio es necesario seguir el camino óctuple, es decir, debemos cuidar de ocho aspectos constantemente para mejorar gradualmente. Dichos aspectos son los siguientes:

  • Visión o intención correcta
  • Pensamiento correcto
  • Hablar correcto
  • Actuar correcto
  • Medio de vida correcto
  • Esfuerzo correcto
  • Atención correcta
  • Concentración correcta

 

Con información de “El budismo del Buda”, por Alexandra David-Neel

Nuestras notas más leídas que te pueden interesar...

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

¿Te atrae el budismo?