Un divertido video nos explica por qué es tan difícil vivir el presente

Harmonía / 2016-11-01

En un mundo moderno, repleto de estímulos y distintos mensajes que recibimos todo el tiempo, es cada vez más difícil simplemente sentirse. Mucho más complicado es entonces sentirse en calma y en el presente. Muchas veces nuestro cuerpo se encuentra en un espacio y un lugar determinado, pero nuestra mente se encuentra en el recuerdo de una conversación pasada o en los detalles para lo que viene en el futuro. Sin embargo, el estado de atención consciente y tranquilidad de habitar el presente es imprescindible para llegar al bienestar integral. Si es tan bueno para el espíritu, ¿por qué es tan difícil vivir el presente?

 

De acuerdo con un divertido video que incluimos más abajo de este texto, la razón por la cual vivir el presente es tan difícil tiene que ver con la perspectiva que obtenemos de nuestra vida con el paso del tiempo. Un evento donde nos divertimos mucho es más fácil de disfrutar una vez que ya sucedió. Incluso si en realidad el suceso no fue tan bueno como pensamos, en nuestro recuerdo se podrán editar los detalles negativos hasta conseguir una imagen de perfección sobre algo que ya ocurrió, y que probablemente no disfrutamos como pudimos haberlo hecho (o al menos eso nos dirá nuestra memoria).

 

Además, el presente está cargado de millones de posibilidades que podrían ocurrir en cualquier momento: un terremoto, una caída, una mala decisión, etc. Lo cual genera ansiedad en algunas personas y dificulta que podamos disfrutar del momento presente. Al recordar el pasado descubrimos que muy pocas cosas negativas ocurrieron, y entonces depositamos esa ansiedad en nuestro nuevo presente.

 

El mismo video también menciona que un obstáculo para vivir el presente es toda la actividad que ocurre siempre en nuestro cuerpo: el corazón, el cerebro, todo está siempre activo, y puede afectar nuestra experiencia del momento.

 

Más sobre este tema en Científicos comprueban que la ansiedad afecta nuestra percepción de la realidad

 

Esta reflexión no concluye con una idea desanimada, como sería asumir que somos incapaces de vivir en el presente, sino que recuerda la necesidad de ser empático con nosotros mismos y con las demás personas. Sabiendo que es tan complicado habitar el presente para todas las personas, no te enojes cuando alguien no presta atención a tu historia o cuando alguien parece estar angustiado en tu cumpleaños. Probablemente estén pasando por dificultades para habitar su presente.  

 

Nuestras notas más leídas que te pueden interesar...

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

¿Sientes dificultades para vivir el presente?
¿Crees que eso puede cambiar? ¿Cómo?