Trasciende el miedo y haz realidad tus sueños

Harmonía / 2017-08-17

Todos tenemos sueños, fantasías que nos iluminan el rostro y el corazón, cosas que nos encantaría hacer realidad. También todos conocemos al menos a una persona que no sólo tuvo un sueño sino que también lo hizo realidad. Cuando pensamos en esas personas a veces sentimos admiración y a veces sentimos envidia, pero pocas veces nos detenemos a pensar que lo único que las distingue de nosotros fue que en lugar de únicamente soñar, también hicieron cosas para materializar sus sueños. Es decir, en lugar de quedarse en inmaterialidad de la fantasía, aprovecharon el aquí y el ahora para ejercer acciones efectivas. En palabras del XV Dalái Lama:

 

Sólo existen 2 días al año en los que no se puede hacer nada, uno se llama ayer y otro mañana. Por lo tanto hoy es el día ideal para amar, crecer, hacer y principalmente vivir.

 

Estas sencillas palabras nos incitan a dejar de postergar nuestros sueños y el esfuerzo que implicaría alcanzarlos para darnos cuenta de que hoy tenemos la oportunidad de hacer algo que nos acerque a ellos. Pero, ¿qué es lo que usualmente nos detiene? La respuesta es sencilla: el miedo. La mayoría de nosotros nos dejamos abrumar por el miedo al cambio, el miedo al fracaso, el miedo a tomar una decisión equivocada. En ese sentido, permitimos que el miedo nos paralice, de tal manera que en lugar de realizar nuestros sueños, nos quedamos estancados envidiando a quienes sí se atreven a arriesgarse.

 

Te puede interesar: Las mejores 5 formas para erradicar la ansiedad sin medicamentos

 

La cuestión es que sentir miedo es muy normal. El miedo es un mecanismo de supervivencia que nos ayuda a mantener nuestra integridad física. Pero, como seres conscientes y lógicos, también podemos identificar cuando el miedo no corresponde a una realidad concreta y sólo se encuentra en nuestra mente.  En su libro Siente el miedo y hazlo de todas formas , la autora Susan Jeffers afirma que andar a través del miedo es mucho menos atemorizante que vivir con el miedo que nos provoca sentirnos incapaces de enfrentarlo. Esto puede parecer trillado, pero en realidad es sencillo, pues cada gran paso, cambio o reto puede ser subdividido en pequeños pasos y, cuando realizamos acciones para completar cada paso, en realidad estamos muy ocupados como para sentir miedo.

 

Así que si tienes un sueño, reconoce que tienes derecho a ir tras él. Luego identifica las acciones concretas que necesitas realizar para hacer de ese sueño una realidad tangible. Finalmente, ánclate en el aquí y el ahora para tomar acción paso a paso y no dejes que el miedo se interponga en tu camino.

 

Con información de “Feel the fear and do it anyway”

Nuestras notas más leídas que te pueden interesar...

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

¿Qué te gustaría lograr?