La bacteria estomacal que está obligando a la ciencia a replantearse el Neolítico

/ 2016-01-08

Después de más de tres años de investigaciones, científicos de la Academia Europea en Bozen lograron reconstruir el genoma del heliobacter pylori a través del ADN estomacal de Ötzi, la momia del hombre europeo más antigua de la que se tiene registro. El hallazgo de esta bacteria representa un antes y un después en las teorías que intentan dilucidar cómo se dieron los asentamientos humanos en Europa. Así es, ¡un pequeño microorganismo está obligando a la comunidad científica a replantearse la historia de la humanidad!

 

Resulta que la bacteria encontrada en el estómago de Ötzi pertenece a a la cepa asiática que aún existe en las poblaciones orientales y no a la cepa europea lo que derrumba la hipótesis de que para el Neolítico el hombre europeo ya se encontraba asentado y era sedentario. Este descubrimiento prueba que el proceso de sedentarización del hombre europeo fue distinto a como se creía, lo que deja muchas nuevas preguntas en el aire.

 

La historia de la humanidad está estrechamente ligada a la historia de las bacterias con las que convivieron y a través de ellas no sólo se puden conocer características específicas de un sujeto sino de toda su comunidad: hábitos y rituales, qué se sembraba y qué se comerciaba, etc. Los científicos que liderean el proyecto han declarado que profundizarán en esta investigación para ver hasta qué grado la heliobacter puede ayudarlos a obtener más información sobre el desarrollo de la especie humana.

 

Fuente: New York Times

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

Te podría interesar

Te podría interesar