Cambio de horario de verano 3 de abril: ¿realmente nos beneficia?

Harmonía / 2016-03-27

El próximo domingo 3 de abril a las 2:00 am se llevará a cabo en México el cambio al horario de verano en el que los relojes se adelantan una hora con fines de ahorrar energía.  En México esta práctica se celebra una semana después de que ocurre en Europa y Estados Unidos. 

 

La evidencia en torno a los beneficios económicos del ahorro de energía que supuestamente se produce por el cambio de horario no es muy contundente. Existen estudios que parecen encontrar algunos beneficios, pero son menores, igualmente hay varios estudios que sugieren que no existen tales beneficios o que incluso existe una pérdida. Este estudio realizado en el estado de Indiana marcó un 1% de incremento en el consumo de energía. Un estudio comisionado por la Unión Europea halló un pequeño ahorro de energía, pero el cual no pudo cuantificarse por diversas variables. 

 

Datos recabados por El País en España determinaron que el cambio de horario, el cual es obligatorio en 27 europeos, significa un ahorro de  "entre el 0% y el 0,5%" del consumo. O como dicen ahí: "Entre la nada y un pellizco".

 

En México, datos de la Secretaría de Energía mantienen que el cambio de horario representa un ahorro de electricdad de 18 mil 419 Gigawtts/hora y de 40.63 millones de barrilles de petróleo. En materia de salud, según el Centro de Especialidades Médicas Doctor Rafael Lucio el cambio de horario representa un incremento en fatiga, estrés, cansancio, insomnio y aumento de peso. 

 

Ahora bien, ante esta evidencia estadística poco sustanciosa e incluso contradictoria, podemos preguntarnos si realmente vale la pena tomar la molestia de cambiar el horario. Pero no porque sea solamente incómodo, sino porque podría afectar nuestra salud y la misma productividad que tanto se busca en una sociedad dominada por lo económico. Según una investigación de El País  se ha encontrado que los días posteriores al cambio de horario, los accidentes viales aumentan y en el 2008 se registró un aumento del 5% en los ataques cardiacos. 

 

El problema principal, sin embargo, tiene que ver con los ritmos circadianos que están determinados por la luz del Sol. El ritmo circadiano controla la producción de diversas hormonas, entre ellas la melatonina, la cual está asociada con el sueño y el control metabólico. 

 

Un estudio publicado en el jornal BMC Biology en el que se estudió a 55 mil personas en el centro de Europa, encontró que las personas realmente nunca ajustan sus ritmos circadianos al cambio de horario.  Según este estudio aquellos que suelen dormirse tarde, batallan más con el cambio de horario de verano y aquellos que se despiertan más temprano padecen más el cambio de horario de invierno.

 

En general el cambio de horario afecta los patrones de sueño de las personas y la falta de sueño está asociada primero con una baja función del sistema inmune y luego con casi todo lo demás, desde accidentes nucleares hasta obesidad. 

 

Uno de los sectores que más se ha quejado sobre el cambio de horario es el de los agricultores, ya que suelen empezar a labrar la tierra con el primer rayo de Sol, habiendo menos luz en la mañana, esto les impide estar en sincronía con el horario oficial y llegan a perder horas de trabajo. Reportan también que "el ganado se ve afectado por que les cuesta más trabajo acostumbrarse al nuevo horario". En general el cambio de horario evidentemente afecta a todas las personas que sincronizan sus actividades con el Sol, una tradición que es tan vieja como el ser humano probablemente. Hoy esto a los gobiernos les parece insignificante, pero la cronobiología muestran que vivir en sintonía con los ritmos de la naturaleza es benéfico para el ser humano.

 

Surge entonces la pregunta si debemos de poner la economía por encima de la salud. El tema es complicado pero podemos acercarnos a conclusión diciendo que los beneficios económicos probablemente existen pero son menores, igualmente los daños a la salud existen aunque no sea demasiado impresionantes. Ahora, bien estos daños a la salud eventualmente pueden contrarrestar económicamente los supuestos beneficios. 

 

FUENTES: 

 

http://elpais.com/elpais/2015/10/22/ciencia/1445514740_027134.html

 

https://www.sadm.gob.mx/PortalSadm/jsp/prensa.jsp?id=431

 

http://www.livescience.com/18967-daylight-saving-time-sleep.html

 

http://ec.europa.eu/transport/facts-fundings/studies/doc/2014-09-19-the-application-of-summertime-in-europe.pdf

 

http://archivo.eluniversal.com.mx/articulos/69934.html

 

http://www.harmonia.la/espiritu/la_medicina_del_sol_como_afecta_la_luz_tu_salud

Nuestras notas más leídas que te pueden interesar...

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD: