5 tips para aumentar la energía del cuerpo

Harmonía / 2016-06-27

Las actividades diarias nos exigen muchísima energía. Levantarse a trabajar, el transporte hasta nuestros destinos, cumplir con responsabilidades extracurriculares y compromisos sociales, entre cualquier otra cosa que nos propongamos hacer en el día a día puede dejarnos agotados y con la sensación de que el tiempo no es suficiente. Sin embargo, existen métodos para optimizar la eficiencia y potenciar la productividad, los cuales se basan en mantener los niveles de energía sin tantos picos, y de acuerdo con el especialista Maurice Dziubinski, estos son algunos de ellos:

 

1. Dile adiós al café

La cafeína aumenta los niveles de energía de forma evidente, pero también produce desórdenes de sueño (sobre todo si se consume durante la tarde), y a su consumo suele seguirle una baja de energía que hace que el cuerpo necesite más de esta bebida. El café se puede sustituir por una buena dieta, suficiente descanso, ejercicio e hidratación, elementos que también ayudan a mantener altos niveles de energía en el cuerpo.

 

2. Haz ejercicio

El ejercicio beneficia la salud del cuerpo de forma notoria. Desde los 30 minutos al día con intensidad moderada hasta el deporte más intenso como CrossFit, estos ayudan a aumentar los niveles de energía del cuerpo. El especialista Maurice Dziubinski recomienda más el segundo tipo de deporte para obtener energía física.

 

3. Evita los picos de azúcar

El consumo de azúcar para obtener energía no es muy estable. Los alimentos no procesados con bajo índice glucémico son ideales para obtener energía de la dieta.

 

4. Prefiere alimentos con bajo índice glucémico

Los alimentos con bajo índice glucémico no elevan tanto la glucosa de la sangre y aportan energía al cuerpo por períodos más largos de tiempo.

 

5. Cuida tus horas de sueño

Dormir bien aumenta bastante la energía del cuerpo. Observa que al dormir tu cuarto esté oscuro y de preferencia en silencio. Evita mirar cualquier pantalla al menos por una hora antes de dormir y si tienes que hacerlo, disminuye la intensidad del brillo. También es recomendable evitar la exposición de la piel a la luz intensa antes de dormir y descansar suficientes horas.

 

Las personas siempre tendremos picos de energía que pueden anteceder a una baja de la misma. Esto es normal y reconocer la forma en que nuestro cuerpo lidia con estos cambios puede ayudarnos a organizar el día de forma que aprovechemos los momentos en que tenemos más energía para ser productivos y que podamos descansar en los momentos en que la energía disminuye. Cuidar las horas de sueño y la alimentación son medidas imprescindibles en el aumento de la energía física. No es un secreto imposible, sólo hay que cuidar nuestro cuerpo.

 

Fuente: Quartz

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

Te podría interesar

Te podría interesar