Qué podemos aprender de la victoria de Donald Trump

Harmonía / 2016-11-09

Desde anoche y hasta hoy por la mañana muchas personas tenemos una extraña sensación en el estómago, ¿es verdad que el nuevo presidente de Estados Unidos será Donald Trump? Parece que se aproxima un panorama angustiante para quienes tememos posibles riesgos en el bienestar de los mexicanos y el resto del mundo. Sin embargo, paralizarse en el descontento no deja nada bueno. Entonces, ¿qué podemos aprender de la victoria de Donald Trump?

 

El triunfo de Donald Trump es un recordatorio de la importancia de la tolerancia. Nuestra sociedad necesita, más que nunca, respetarse y apoyarse entre sí. El nuevo representante de Estados Unidos ha insultado a mexicanos, musulmanes, mujeres, negros, judíos, entre otros sectores e incluso ha permitido que líderes de organizaciones de extrema derecha como el Ku Klux Klan apoyen su campaña públicamente, sin condenar su discurso discriminatorio y violento. Todo esto es terrible y no debemos normalizarlo, mucho menos imitarlo.

 

Uno de los problemas que surgen luego de discursos violentos como el de Donald Trump es que muchas personas empiezan a considerar apropiado expresarse en los mismos términos, como si la voz de un líder, por incorrecta que sea, representara una oportunidad para que la gente destape sus ideas racistas y misóginas, pero esto no es verdad. Lo que debe seguir a esto es el efecto contrario, un aumento al respeto y la tolerancia hacia todos los sectores. Incluso desde nuestras posibilidades particulares. Por eso debemos fomentar la tolerancia en nuestro hogar, espacio de trabajo o de estudio, en las calles y en todas partes, todo el tiempo. (Si quieres conocer detalles sobre este tema, lee sobre un estudio que profundiza en el eco de las ideas de Trump en la sociedad).

 

Ahora es un momento ideal para difundir un mensaje de amor que sirva de contrapeso a las ideas intolerantes que caracterizaron la campaña por la presidencia de Donald Trump. Cuidemos nuestros pensamientos, la manera en que los expresamos y los posibles daños que pudiera generar una idea discriminatoria que podamos tener. La victoria de Donald Trump es un ejemplo de lo lejos que puede llegar un discurso que fomenta la violencia, y de que las palabras son realmente poderosas cuando se trata de convencer y movilizar masas de gente. No seamos ejemplos particulares de esta problemática, sino todo lo opuesto: seamos excepciones a esta tendencia de pensamiento intolerante al respetar a todos por igual. En esta época es urgente aceptarnos y apoyarnos.

 

Fuentes

Here Are 13 Examples of Donald Trump Being Racist

Nuestras notas más leídas que te pueden interesar...

TODOS LOS COMENTARIOS SUMAN, #HAGAMOSCOMUNIDAD:

¿Qué consecuencias crees que tenga en la sociedad el triunfo de Donald Trump?
¿Por qué crees que pudo llegar a la presidencia?
¿Cuáles serán tus acciones particulares para evitar problemáticas sociales?